Con voz propia

Una nueva experiencia llamada Inclúyeme

viernes, noviembre 09, 2018

Por: Elsa Rosales 

Mi nombre es Elsa Rosales García tengo 29 años, soy licenciada en pedagogía, trabajo en la empresa Stor en el departamento de recursos humanos como asistente de esta área. Vivo en un departamento de Fundación Inclúyeme y tengo Síndrome de Asperger.


Algunos se preguntarán qué hago yo aquí platicando con ustedes si realmente parezco tan neuro-típica. Me gustaría compartirles un poco sobre mi experiencia de vida y lo que ha significado formar parte de este enorme e importante proyecto de vida independiente.


Hace apenas algunos años yo solía ser una persona apartada del entorno social y cualquier actividad que implicara interactuar de manera directa con las personas, los ruidos extremos, los comentarios parafraseados, el doble sentido, los refranes, dichos y todo lo que tenga que ver con interpretar los mensajes de manera figurada; desde mi condición de vida sin duda son un reto importante de cumplir.


El enfrentarme a ambientes normalizados; donde convivo con todo tipo de personas y hago uso de los servicios que se encuentran en la comunidad; me ha ayudado de manera importante en poder trabajar mis habilidades comunicativas y sociales para relacionarme de mejor forma.



Fue en julio de este año cuando las cosas se pusieron mucho mejor para mí; al poder integrarme a la comunidad Inclúyeme; debo contarles que uno de mis grandes sueños es tener una vida independiente; fuera del hogar de mis padres, trabajar en un área que implique utilizar mis conocimientos profesionales y ser bien remunerada, tener amigos con quienes salir y compartir momentos de diversión y por qué no, hasta encontrar el verdadero amor.


Julio fue uno de los meses más relevantes en mi año, ya que desde el día que ingresé a mi nuevo departamento.  Las cosas cambiaron para mí, se me presentaron retos más importantes y dirigidos a mejorar mi calidad de vida y encontré lo que por tantos años había deseado: “vivir independiente”, “hacerme cargo de mí misma”, “tomar decisiones pensando en mi bienestar y en el de los roomies con los que comparto depa”.


Debo confesar que no es fácil crecer tan de repente, de pronto aún extraño ser atendida por mis papás, o estar en su casa… pero nada se compara con la satisfacción tan grande que siento al llegar a mi nuevo hogar y saber que yo soy quien debe hacerse cargo de él. Tengo mi propia habitación, una cocina enorme donde estoy aprendiendo a preparar platillos más elaborados, puedo escuchar mi  música favorita, conversar con mi roomie, hacer planes para los viernes, y ahora me doy cuenta con más facilidad de los retos y aspectos de mi persona en los que debo trabajar para mejorar cada día;  y lo más maravilloso: tenemos una vista hermosa y la compañía de personas que como yo; están en busca de una vida independiente, con oportunidades, amistades sinceras y llena de aprendizajes.



En un futuro muy cercano quisiera poder acceder a un mejor trabajo para tener los ingresos necesarios para hacerme totalmente cargo de todos mis gastos; pagar mi renta, comprarme una que otra cosita, ir a la playa para ver esos hermosos paisajes que tanto me gustan.


Ahora he compartido con todos ustedes un poco de Elsa, para mí esto significó un reto enorme: pues hablar en público jamás ha sido lo mío. Pero agradezco la oportunidad y el tiempo que me brindaron para decirles que el apoyo y trabajo que están haciendo todos y cada uno de ustedes; es en suma una labor importantísima para que nosotros podamos seguir trabajando en la construcción de un mejor futuro para todos; y lo más importante: hacer crecer esta hermosa comunidad y lograr que esta oportunidad de vida llegue cada vez más lejos y a más personas.


En conclusión: VIVIR ES HERMOSO.






Comentarios
El anuncio no tiene comentarios.
Escribe tu comentario
 
 
 
Captcha Image
Comentario 
Trackback Link
http://www.incluyeme.org/BlogRetrieve.aspx?BlogID=18053&PostID=1530156&A=Trackback
Trackbacks
El anuncio no tiene trackbacks.