Artículos

Mexicanos destacados

viernes, septiembre 01, 2017

Olimpiadas Especiales México: más de 30 mil atletas a nivel nacional y presencia en 22 estados de la República Mexicana.

Colaborar en un movimiento como Olimpiadas Especiales te da la gran oportunidad de descubrir las habilidades y capacidades que tienen nuestros atletas y ver como a través del deporte pueden desarrollarse, tener amigos, mejorar su autoestima, colaborar en equipo, alcanzar metas y tener el reconocimiento de la sociedad como personas productivas e independientes, además de ser el orgullo de sus familias.

“En este tiempo he podido ver los cambios de muchos atletas que han mejorado desde su lenguaje hasta su autonomía”, nos comentó Pilar Bazán, directora ejecutiva nacional en Olimpiadas Especiales México. “Es un verdadero honor poder colaborar para ellos y sus familias”, enfatizó.

Platicar la historia de uno de nuestros atletas implica un gran compromiso, no me alcanzarían las palabras para describir todo lo que ha tenido que pasar para llegar a donde está ahora. Los papás merecen todo el reconocimiento, pues desde que un hijo nace con discapacidad, hay personas que dicen que no lograrán nada. Y hay historias de padres que realizan activación física con sus hijos desde bebés, aprendiendo de la discapacidad intelectual y luchando día a día por los portazos y barreras que les ha puesto la sociedad en general, debido al desconocimiento de cómo tratarlos, nos comentó Pily.

También nos platicó la historia de Luis Israel Galindo Gamio, quien tiene 29 años y nació en la CDMX. Desde pequeño fue integrado en un centro psicopedagógico y en un jardín de niños con ayuda de terapias de lenguaje. Después en una escuela Montessori recibió apoyo terapéutico de aprendizaje y psicomotricidad. A temprana edad, aprendió a nadar y jugar béisbol, posteriormente estuvo 2 años en Capis en el grupo integrado al Colegio México. Posteriormente curso la secundaria en 3 años.

Mientras estudiaba preparatoria, se dedicó a jugar futbol y trabajó apoyando a su papá en actividades de audio, video y fotografía para eventos en el Colegio de Arquitectos. Después laboró en Kidzania.

Ha sido atleta de Olimpiadas Especiales desde hace 5 años y participó en los Juegos Nacionales en Futbol representando a la Ciudad de México; obtuvo la medalla de bronce en juegos estatales y séptimo lugar en juegos nacionales, así como 4 medallas de oro en natación. Israel dice que Olimpiadas Especiales le ha ayudado a conocer lugares, eventos, competir y a convivir con muchas personas. Se considera una persona feliz con una familia feliz. Además de ser apasionado del futbol le gusta la computación, tener amigos y jugar Xbox 360.

En 2017 fue nombrado por Olimpiadas Especiales México como Atleta Líder, representando a nuestro país en el Congreso de Atletas Líderes que se llevó a cabo en abril en la Ciudad de Panamá.

Actualmente, Israel trabaja en Procter and Gamble en el programa especial de Inclusión, es atleta líder y vocero del movimiento, participa en diferentes entrevistas en medios de comunicación y da conferencias empresariales.

Israel tiene discapacidad intelectual y epilepsia, pero esto no le impide asistir de lunes a viernes al gimnasio con su hermano, los sábados entrena futbol y martes y jueves va a natación.

“El esfuerzo y acompañamiento de su familia han logrado que Israel cada día se desarrolle más como una persona productiva e independiente, dejando atrás la discriminación y los mitos de que las Personas con Discapacidad Intelectual (PcDI) difícilmente pueden estudiar y trabajar. Son un ejemplo de perseverancia y logros en el cumplimiento de metas y sueños”, nos comenta la directora de Olimpiadas Especiales México.

Pily Bazán dice que colaborar para Olimpiadas Especiales representa una experiencia personal y profesional increíble, ya que es un movimiento internacional que fue concebido para dar oportunidades de inclusión a las PcDI a través del deporte y de programas complementarios de salud, educación y desarrollo de comunidades con el fin de mejorar su calidad de vida.

Olimpiadas Especiales es una organización mundial que nació en 1968 y en la actualidad tiene presencia en 170 países, con 230 programas, y atiende a más de 5 millones de PcDI. “Tenemos una gran responsabilidad pues hay que profesionalizar la organización en México para dar cumplimiento a las leyes y reglamentos en la operación y para continuar siendo transparente, auditada, y donataria, porque esto es lo que da confianza a las personas y organizaciones que nos apoyan”.

Algunos de los principales éxitos de Olimpiadas Especiales son:

  1. 1. 30 años en México, arrancando de 0

  2. 2. Más de 30 mil atletas a nivel nacional 

  3. 3. Presencia en 22 estados de la República Mexicana 

  4. 4. Participación en Juegos Mundiales de Verano y de Invierno, además de representar a nuestro país en los juegos regionales desde 1987. 

  5. 5. Más de 1000 medallas Internacionales


La directora nos comenta de los principales retos de la organización:

  1. 1. Profesionalizar y mantener este estatus en la organización.

  2. 2. Reducir al máximo los gastos administrativos y operativos. Como ejemplos: contamos actualmente con una plantilla de 7 empleados que atienden a nivel nacional con el apoyo de voluntarios. Trabajamos en una oficina en comodato.

  3. 3. Conformar un equipo profesional de trabajo que ame el movimiento, a las PcDI y a sus familias, cumpliendo con los objetivos que se establecen.

  4. 4. La procuración de fondos para la subsistencia del movimiento es muy importante, presentamos al movimiento como una alternativa de vida, que mejora la calidad de vida de las PcDI y la posibilidad de que sean independientes y productivos. 

  5. 5. Difusión, si no conocen el movimiento difícilmente lo pueden apoyar, y este ha sido un gran reto para Olimpiadas Especiales, la difusión de lo que hacemos y los grandes logros de nuestros atletas. A través de redes sociales, cada día nos acercamos a diferentes personas.

*Estimado lector: este espacio está abierto para que nos compartas tus experiencias e inquietudes en temas de discapacidad. Te agradecemos que nos compartas aquí tus opiniones.

Vocabulario solidario

viernes, agosto 04, 2017

Por el equipo de redacción de Fundación Inclúyeme

En México, existen cerca de 7 millones de personas con algún tipo de discapacidad, y se calcula que 3% de la población tiene discapacidad intelectual, en este sentido, el lenguaje para dirigirnos a ellos debe ser incluyente, es decir, aquél que fomente una cultura de respeto. Las personas con cualquier condición, ante todo son personas y tienen el derecho de ser tratados con cortesía, al igual que el resto de la sociedad.

La Federación de Organizaciones de Personas con Discapacidad Intelectual de Madrid (antes FEAPS) dice que el lenguaje es una cuestión de actitud, no de aptitud, y en armonía con lo anterior, el término “persona” debe situarse antes que su discapacidad, poniendo el énfasis en la persona y no en la discapacidad.

Para lo anterior, elaboró un decálogo con 10 recomendaciones:

1. Mostremos el lado positivo de la discapacidad.
2. Atendamos a las soluciones, más que a los problemas.
3. Permitamos que las personas con discapacidad hablen por sí mismas.
4. Digamos “personas con discapacidad”.
5. Evitemos la imagen de una sociedad cerrada.
6. Cuidado con los mitos en torno a la discapacidad.
7. Informemos sin exagerar.
8. Veamos todas las facetas.
9. Utilicemos información “normalizadora” e inclusiva, no discriminatoria.
10. Produzcamos información accesible y promovamos la accesibilidad a la información.

Actualmente, escuchamos nombrar a las personas con discapacidad con términos inadecuados que las hacen sentir ofendidas. Tomemos en cuenta que la discapacidad no es enfermedad, sino una condición de vida.

En este sentido, cabe mencionar el concepto que se definió en 2006 dentro de la Convención sobre derechos de personas con discapacidad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU): “La discapacidad es un concepto que evoluciona y que resulta de la interacción entre las personas con deficiencias y las barreras debidas a la actitud y al entorno que evitan su participación plena y efectiva en la sociedad, en igualdad de condiciones con las demás”.

A continuación, se muestra una tabla a manera de guía de usos correctos e incorrectos; la palabra persona siempre ocupa el primer lugar (Recomendaciones para uso del lenguaje en Discapacidad SENADIS. Gobierno de Chile).


 

USO CORRECTO

INCORRECTOS

Persona con discapacidad

Minusválido, discapacitado, anormal, incapacitado, deficiente, deforme, disminuido, inútil, lisiado, perturbado, subnormal, enfermito, diferente, sufre o padece una discapacidad, persona con capacidades diferentes, persona con necesidades especiales

Persona ciega, persona con discapacidad visual

Ciego, invidente, cieguito

Persona sorda, persona con discapacidad auditiva, persona con hipoacusia.

Sordo, sordomudo, sordito

Persona con discapacidad física, persona con movilidad reducida

Mutilado, inválido, paralítico, cojo, tullido, lisiado, minusválido

Persona de talla baja

Enano

Persona usuaria de silla de ruedas

Confinado en una silla de ruedas, postrado en silla de ruedas

Persona con epilepsia

Epiléptico

Persona sin discapacidad

Persona normal

Persona con esquizofrenia

Esquizofrénico

Persona con discapacidad psicosocial

Loco, demente, trastornado, maniaco depresivo, bipolar, trastornado, privado en su inteligencia, idiota, imbécil, sufre trastorno mental, padece incapacidad mental

Persona con discapacidad intelectual

Mongólico, retardado, retrasado mental, trastornado, privado en su inteligencia, imbécil, sufre trastorno mental, padece incapacidad mental, afectación de capacidad de pensamiento o raciocinio, afección por enfermedad o deficiencia

Persona con autismo

Autista, raro, limitado, antisocial


Las necesidades de apoyos varían en todos los seres humanos, independientemente de la edad, salud, raza, orientación sexual, etcétera. Sin embargo, todas las personas son sujetas de derechos en igualdad de oportunidades.


Inclusión laboral para una vida productiva y plena

viernes, julio 14, 2017

La calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual debe ser igual a la de aquellos que no tienen discapacidades

El Modelo de Calidad de Vida propuesto por el experto mundial en el campo de la discapacidad intelectual y la calidad de vida, Robert Schalock, en 1997 hizo referencia a 8 dimensiones fundamentales: bienestar emocional, relaciones interpersonales, bienestar material, desarrollo personal, bienestar físico, autodeterminación, inclusión social y derechos.

 

El tema de este artículo se refiere a bienestar material y capacitación e inclusión laboral que promueven el derecho que tienen las Personas con Discapacidad Intelectual (PcDI) a tener un empleo digno con prestaciones, manejar su economía, y en general, a participar en la vida productiva. Porque tener un empleo remunerado es un medio que les ayuda a lograr la satisfacción personal e independencia.

 

Sin embargo, las barreras sociales que enfrentan las PcDI en el ámbito laboral, pueden ser un impedimento para el desarrollo del bienestar material, porque aún en la actualidad existen grandes obstáculos para que se incorporen a la fuerza productiva, generen ingresos que les puedan dar una seguridad económica y tengan beneficios como el resto de los ciudadanos. Inclusión laboral para una vida productiva y plena.

 

La Casita de San Ángel: capacitación e inserción laboral

 

Cuando dos de sus hijos mostraron un tipo de discapacidad intelectual, uno de ellos al nacer, y otro a consecuencia de una meningitis, la familia Carriedo-Haro, vio la necesidad que sus chicos tenían de socializar con otros jóvenes adultos con algún tipo de discapacidad, sentirse útiles, darle sentido a su vida adulta y vivir la independencia que da la autosuficiencia económica y el trabajo digno y remunerado, por ello fundaron La Casita de San Ángel en 1985.

 

Angélica Haro, directora de la institución, nos habla de la labor que han desarrollado por más de 30 años para ayudar a dignificar a las Personas con Discapacidad Intelectual (PcDI) por medio de capacitación para que puedan incluirse en un trabajo digno y sean personas económicamente activas.

 

Al principio la familia estableció un lugar donde pudieran ofrecer oportunidades de trabajo a personas adultas con DI y montaron un pequeño taller en una casa de la colonia San Ángel, donde dieron trabajo a 14 adultos con discapacidad intelectual, además de sus hijos Fernando y Alejandro.

 

En un inicio, esta pequeña fábrica se enfocó en la producción artesanal de artículos de piel, corcho y madera. Al pasar de los años creció el número de personas que solicitaban los servicios, lo que impulsó la profesionalización y se transformó en un taller de capacitación laboral para PcDI quienes elabora material didáctico de foamy. Toda la producción es comercializada en Office Depot, Grupo Marchand, Papelerías Dabo, Abastecedora Lumen, Fundación Donde IAP y particulares.

 

Durante el presente año han atendido a 31 personas, incluyendo a Chayo, Sergio y Sandy, quienes también son beneficiarios del Programa Vida Independiente de Fundación Inclúyeme, institución  que trabaja  para implementar y promover acciones de desarrollo de habilidades de PcDI en las distintas etapas de su vida desde la estimulación temprana hasta la implementación de un sistema de vida adulta independiente que les permita una mejor calidad de vida, con bienestar emocional, desarrollo personal e inclusión social y laboral.

La casita de San Ángel se ha enfocado al desarrollo de habilidades de PcDI y trabaja con ellos hábitos laborales como:

 

Puntualidad

Aseo personal, limpieza, orden en el lugar de trabajo

Reconocer autoridad

Seguimiento de instrucciones uno a uno

Esperar su turno

Se concentra en lo que hace

Avisar la finalización de una tarea

Identifica personas con las que puede relacionarse

Forma Parte de un grupo

 

A raíz de que Nacional Monte de Piedad donó una casa en la colonia Narvarte, instalaciones donde actualmente operan, y otorgó en comodato un inmueble más grande en la Delegación Gustavo A. Madero, La Casita de San Ángel abrió un centro comunitario con características de modelo de negocio social. Y este año comenzará a operar otro espacio incluyente que ofrecerá servicios a adultos y niños, con o sin discapacidad.

 

Angelica Haro comenta que también llevan a cabo pláticas mensuales impartidas por sus beneficiarios como una forma de potenciar sus habilidades y sensibilizar a la sociedad, autoridades y familiares. Pero no todo es trabajo y capacitación, también disfrutan de tiempo de esparcimiento y paseos al parque, al cine, al teatro, eventos deportivos, museos y convivencias grupales.


Entregan reconocimientos a 100 empresas que promueven prácticas de inclusión laboral

viernes, junio 23, 2017

La Secretaría de Desarrollo Social premió a los 100 Mejores Lugares para Trabajar en 2017 en materia de Diversidad e Inclusión, es la primera vez que se hace este distintivo y fue organizado por Great Place to Work (GPTW). En la ceremonia participó la Directora de Asesoría y Servicios para la Inclusión, ASI, Rita Romanowsky, quien también dirige el Comité de Calidad de Vida de Fundación Inclúyeme, institución que, entre otras cosas, ha apoyado la apertura de 129 puestos de trabajo para personas con discapacidad, principalmente intelectual.
Rita Romanowsky se refirió a discriminación como una situación en la que a una persona o grupo no se les permite ejercer libremente sus derechos, normalmente, por tener una condición diferente. En contraste, una sociedad incluyente es aquella en donde la diferencia es respetada y valorada.

Por otra parte, funcionarios de la Secretaría de Desarrollo Social (SEDESOL), mencionaron que a diez meses de la firma del Convenio con GPTW, es el primero en su tipo en América Latina y pone a México a la vanguardia de las mejores prácticas de fomento a la inclusión laboral y social. “La diversidad enriquece, promueve la creatividad y flexibilidad necesarias para enfrentar los desafíos actuales y adaptarse a mercados en constante cambio”, comentaron.

En la entrega de reconocimientos, se informó que se realizarán foros y mesas de trabajo con empresas, gobiernos locales y otras instituciones para sumar aliados en este esfuerzo de inclusión social y laboral, además de fomentar la adopción de prácticas similares en más centros de trabajo en México.

Cabe resaltar que los 100 mejores lugares para trabajar en términos de diversidad e inclusión en México tuvieron incrementos en sus ingresos durante el último año, y los colaboradores dijeron sentirse orgullosos de pertenecer a ellas, lo cual incide en una mejor retención del capital humano y un mayor compromiso con las organizaciones.

El uso de TICs y la Discapacidad Intelectual

viernes, junio 02, 2017


Por: Angélica Cuevas*

La comunicación entre los seres humanos ha evolucionado radicalmente en las últimas décadas. El desarrollo tecnológico ha logrado que actualmente la información generada en cualquier parte del mundo nos pueda llegar de minuto a minuto.

La creación y uso prácticamente generalizado de las redes sociales ha generado nuevas formas de vinculación y de relacionarse.

De esta forma, las Tecnologías de Información y Comunicación conocidas como TICs cumplen un papel fundamental en el día a día de cualquier persona. Este desarrollo ha alcanzado también al ámbito de la discapacidad. En los últimos tiempos se han desarrollado infinidad de recursos para dar acceso a las personas con discapacidad a la información digital.

Sin embargo, este tipo de apoyos no ha sido tan grande en cuanto a dar respuesta a las necesidades de las personas con discapacidad intelectual, en un mundo donde todo se mueve tan rápido y la información se genera minuto a minuto, la persona con discapacidad intelectual (DI) puede sentirse abrumada y sin herramientas para manejar y digerir tanta información.

Existen algunos recursos que pueden complementar y dar apoyo para el uso de estas tecnologías de forma más eficiente y que permitan facilitar también la interacción de la persona con discapacidad intelectual con las demás. Algunas son por ejemplo:

- el uso de tableros de comunicación electrónicos/digitales que permiten que, a través de un equipo como una tablet o smartphone, la persona pueda suplir, aumentar o mejorar sus habilidades de comunicación verbal.

- el uso de lectores de texto o de pantalla que permite a la persona con DI acceder a información de textos escritos si no han desarrollado la habilidad de leer.

- la disponibilidad de material de consulta en textos de lectura fácil que incluye menor información, de forma más detallada e incluye algunos gráficos para su mejor entendimiento.

- el uso de aplicaciones que apoyan a la persona a que pueda organizarse y estructurar su medio ambiente para hacerlo predecible y permitirle mayor adaptación a su contexto y dar respuesta a las exigencias que éste le presenta. Por ejemplo, el uso de calendarios, alarmas y recordatorios integrados a smartphones, tabletas y computadoras o aplicaciones desarrolladas específicamente para este fin con la integración de apoyos visuales que faciliten la comprensión de la información.

- el uso de aplicaciones de video-llamadas que permiten una interacción personal más directa que una llamada de voz y que puede dar mayor tranquilidad a la persona o a sus familiares o tutores.

- el uso de aplicaciones que a cualquier persona le hacen la vida más fácil y que dan posibilidad a la PcDI de tener mayor independencia, por ejemplo para transportarse (Uber), para hacer el súper (servicio a domicilio por internet) e incluso acceder con mayor facilidad a programas de televisión (televisión por internet).

Cada día se generan nuevas herramientas de acceso, es importante tenerlas en cuenta y exponer a la persona con DI a ellas para disminuir la brecha que pueda generarse al no tener acceso a la información y recursos que de ella se generan.

*Directora de Operación de Programa de Vida Independiente



El acceso al empleo para personas con discapacidad

viernes, mayo 05, 2017

Por: Lic. Gloria Burgos*



Los movimientos de las organizaciones de la sociedad civil en conjunto con la Red de Vinculación de la STPS (Secretaría del Trabajo y Previsión Social), así como los instrumentos nacionales e internacionales que promueven los derechos de las personas con discapacidad, el cambio de paradigma de un modelo médico y rehabilitatorio por un paradigma de apoyos y derechos, han favorecido la eliminación de barreras que impedían que las personas con discapacidad tuvieran acceso al empleo. De esta forma, hemos avanzado como sociedad en materia de oportunidades laborales para personas con discapacidad.


Actualmente, los beneficios de la inclusión laboral se reflejan en la calidad de vida de la persona con discapacidad intelectual, ya que, al tener un trabajo, oficio o profesión, es valorada por sí misma y su familia, asume un papel de protagonista de su propia vida, arregla su imagen, es capaz de tomar decisiones y aumenta el desarrollo de habilidades sociales y personales que le permiten auto determinarse.

Hay elementos que han permitido que cada vez más personas con discapacidad tengan la posibilidad de desarrollarse laboralmente y que cada día más empresas adopten políticas inclusivas:el trabajo coordinado entre las ONGs, las instancias gubernamentales, las empresas y organismos empresariales, las instancias educativas y la participación de las personas con discapacidad en la lucha por sus derechos, así como la normatividad y los instrumentos como la Convención de los Derechos de las Personas con Discapacidad. Por otro lado, las ONGs y las instituciones educativas que han transitado al paradigma de apoyos y de vida independiente están promoviendo la formación y capacitación de las personas con discapacidad para hacer frente a las exigencias del mundo del trabajo, facilitando con esto mejores prácticas de inclusión. Sin embargo, todavía existen muchas barreras, sobre todo las invisibles: la desinformación, los mitos y los miedos, la sobreprotección y la incapacidad de muchas organizaciones y personas con discapacidad para romper con paradigmas asistencialistas. Muchos programas de formación no contemplan la formación integral y el paradigma de apoyos que promueven los ajustes necesarios para hacer posible la inclusión exitosa.


Para que una empresa sea incluyente de manera efectiva, es necesario que elabore un diagnóstico inicial de cultura empresarial para conocer sus fortalezas y retos, y así crear una política interna de inclusión. Debe informarse sobre los beneficios de ser empresa incluyente, no sólo en el tema económico a través de los incentivos, distintivos y certificaciones, sino en integrar en las políticas internas los valores relacionados con la diversidad y el respeto a las diferencias, mejorando con esto la imagen y el clima laboral. La mejor manera de sensibilizar es la presencia de la persona en la empresa, ya que el ejemplo se multiplica y otros colaboradores se motivan para abrir espacios.

Por otro lado, está en las personas con discapacidad el participar en un programa de formación y capacitación, conocer las oportunidades que ofrece el mercado laboral donde viven, informarse sobre sus derechos, pero también asumir sus responsabilidades, romper con la sobreprotección y buscar la orientación y apoyo de las ONGs alineadas al paradigma de derechos y de vida independiente.

Es importante continuar el avance en materia de inclusión de las personas con discapacidad y que el país se alinee a las tendencias mundiales. México ha ratificado convenios internacionales como la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad y ha promovido la implementación de leyes generales como la Ley General para la Inclusión de las Personas con Discapacidad y la Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación, entre otras. Las personas con discapacidad que trabajan se incorporan a la población económicamente activa, pagan impuestos, se hacen responsables de sus gastos personales, y esto beneficia a la economía familiar y personal, y promueve la calidad de vida de las personas con discapacidad y sus familias.

El papel de las ONGs ha sido el luchar durante muchos años en contracorriente para promover las modificaciones en las leyes; actualmente deben ser vigilantes de que el gobierno y todos los actores involucrados cumplan con su parte.

*Coordinadora del Área Laboral del Centro de Adiestramiento Personal y Social, A.C.





Bienestar emocional con animales de compañía

viernes, abril 07, 2017

Por: Regina Ontiveros*

El ser humano necesita sentirse conectado con la naturaleza y especialmente con animales. De ahí surge la palabra “biofilia” que significa amor a la vida y a lo vivo, de la biofilia surge la necesidad emocional de estar conectados con el resto de los seres vivos ya sean plantas o animales.

El contacto frecuente con la naturaleza es esencial para desarrollar el bienestar emocional que todos buscamos y que tristemente por el ritmo de vida de las grandes ciudades hemos dejado de lado por cumplir con las tareas y las obligaciones que nos invaden día con día.

¿Te has puesto a pensar cuántas emociones positivas generamos cuando convivimos con algunos animales de compañía? Alegría, asombro, amor, curiosidad, diversión, simpatía, tranquilidad y ternura son emociones que la mayoría de las personas experimentan al interactuar con un perro, un gato, un conejo, un hurón, una tortuga y hasta con un pez.

Se ha comprobado que, para la mayoría de las personas, acariciar a un perro reduce la frecuencia cardíaca y la presión arterial, se genera una reducción en los niveles de cortisol, hormona que se libera como respuesta al estrés, se produce un aumento en los niveles de oxitocina y endorfinas, conocidas como las hormonas de la felicidad y del altruismo. La oxitocina produce un aumento de confianza, reduce el miedo social, aumenta la empatía y provoca una sensación placentera.

La Doctora Karen Walker de la Universidad de Búfalo durante un estudio, sometió a un grupo de personas a una situación de alto estrés y comprobó que el nivel de estrés era considerablemente menor con la presencia de un perro dentro de la habitación. Por lo tanto, podemos afirmar que interactuar con un perro cuando nos sentimos enojados y estresados nos ayuda a sentirnos mejor.

Pero, ¿qué pasa cuando no puedo tener a un animal de compañía a mi lado? Aunque tener un animal de compañía aporta muchos beneficios, también implica compromiso, dedicación, tiempo, dinero y esfuerzo. Los animales sobre todo los perros necesitan atenciones específicas tales como hacer ejercicio de manera regular, ser educados y entrenados, cuidados médicos si enferman, envejecen mucho más pronto que nosotros y tal vez por alguna situación específica no puedes dedicarte a cuidar a otro ser vivo, pero esto no quiere decir que no puedes convivir con ellos.

Actualmente, existen perros de terapia que han sido seleccionados, entrenados y adiestrados específicamente para integrarse dentro de un programa terapéutico o educativo como una herramienta adicional que se ponen al servicio de un profesional ya sea terapeuta, psicólogo o maestro para alcanzar los objetivos marcados de una forma más rápida, todo ello encaminado a mejorar la calidad de vida y la integración social de personas con discapacidad o necesidades especiales.

Entre las ventajas de esta posibilidad, es que puedes programar una sesión semanal o quincenal y disfrutar de los beneficios de un perro sin el compromiso que implica tener a un perro viviendo en tu casa. Otras actividades que puedes realizar para aumentar tu bienestar es pasear en parques arbolados dentro de la ciudad al menos una vez al mes. Busca pasajes naturales cercanos a la Ciudad y organicen un día para convivir en familia en contacto con la naturaleza, gozarán de los beneficios que los seres vivos nos aportan.


Entre los beneficios relevantes de las actividades y terapia asistida con un perro, para la población en general y particularmente para personas con discapacidad intelectual y dentro del espectro autista destacan:

- Ayuda a disminuir el sentimiento de soledad
- Representa alguien a quien cuidar
- Mantienen ocupado al paciente
- Brinda la posibilidad de tener a alguien a quien se toca y acaricia naturalmente
- Ayudan a mantener la atención de las personas en ciertas actividades sin que se sientan amenazada
- Contribuyen a que las personas se sientan más seguras ante su presencia
- Proporcionan un estímulo para hacer ejercicio o actividades psicomotoras


Cuando se genera un vínculo con un perro de terapia se pueden lograr diversos beneficios, que tienen efectos físicos directos e inmediatos, mientras que, otros actúan de manera indirecta para promover cambios en la esfera psicológica, tales como:

- Obtener la satisfacción de una relación necesaria de cercanía con alguien
- Desarrollar un sentimiento de respeto hacia uno mismo
- Promueven un sentido de independencia y responsabilidad
- Mantener en contacto con la realidad
- Fortalecen la autoestima, autoconfianza y valía personal


De acuerdo a mi experiencia y desde mi perspectiva, la terapia asistida con perros acompañada de un plan integral de desarrollo brindará un impacto favorable en el bienestar de las personas con discapacidad intelectual y dentro del espectro autista. Si estás interesado en conocer más sobre este tema puedes escribirme a reja_ontiveros@hotmail.com



*Terapeuta Familiar

Una experiencia en el proceso de interdicción

viernes, marzo 10, 2017

Por: María Guadalupe Lecona y María Esteve *

Ricardo Adair Coronel Robles es un jóven de 29 años, diagnosticado con Síndrome de Asperger desde los 15 años.

Al cumplir la mayoría de edad, Leticia Robles García, madre de Ricardo Adair Coronel Robles, inició un juicio solicitando que se le declarara en estado de interdicción, lo que tuvo como resultado que el 20 de agosto de 2008 un juez familiar dictara una sentencia en la que esencialmente se resolvió que la voluntad de Ricardo Adair Coronel Robles sería sustituida por la de su madre, es decir, que lo consideraban como incapaz de ejercer por su propia cuenta sus derechos, debiendo realizar cualquier acto o decisión que quisiera a través de su madre.

El licenciado Andrés Aguinaco Gómez Mont y el Centro Estratégico de Impacto Social (Ceis), apoyaron a Ricardo Adair Coronel Robles para que su voluntad fuera escuchada, y solicitaron un amparo con el que buscaron que se reconociera y respetara la voluntad de Ricardo, reconociendo en primer lugar su capacidad jurídica en igual de condiciones con las demás personas en todos los aspectos de su vida, lo cual es el primer peldaño para que se reconozcan los derechos que tienen las personas con discapacidad.

El amparo llegó hasta la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, la cual en el 2013 dictó una resolución en la que concluyó que lo más importante en el juicio de interdicción era que se reconociera la capacidad jurídica de Ricardo Coronel Robles y se respetara su voluntad, debiendo el juez familiar proporcionarle las herramientas suficientes para que pueda superar las barreras que se le presentaran en la sociedad.

En este sentido, la Corte Suprema resolvió que el juez familiar tiene la obligación de conocer la verdad material de la discapacidad de Ricardo, es decir, conocer las aptitudes y dificultades que tiene al desempeñarse en su vida diaria, a fin de que pueda ver en qué áreas requiere un apoyo para que no se encuentre en una situación de desventaja diseñada por la estructura de nuestra sociedad.

En este orden de ideas, la Corte ordenó que se deberán atender, cuando menos, tres aspectos de la vida de Ricardo para ver en qué áreas de su vida requiere apoyo: (1) el patrimonial (que tiene que ver con la administración de sus bienes), (2) el interpersonal (tiene que ver con la forma en que se relaciona con los demás), y (3) personal (tiene que ver con que pueda ser independiente para satisfacer sus necesidades físicas inmediatas).

Una vez que la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación quedó firme, nuestro despacho asumió la representación legal de Ricardo Adair Coronel Robles, con el objetivo de que el juez familiar dictara una resolución que se ajustara a los lineamientos.

El primer obstáculo con el que nos enfrentamos fue la necesidad de realizar dos estudios médicos para poder cumplir con el procedimiento establecido en el Código de Procedimientos Civiles para el Distrito Federal. La Suprema Corte de Justicia de la Nación, al resolver el presente asunto, señaló la importancia de tener estudios multidisciplinarios que ofrecieran un mejor conocimiento y acercamiento a la discapacidad del caso concreto; la realidad es que actualmente no se cuenta en México con un fácil acceso a profesionistas que sean expertos en temas de discapacidad que pudieran auxiliar al Juez en su labor. 


Asimismo, en nuestro sistema sigue persistiendo el modelo médico, con el cual pensamos que se necesita únicamente un diagnóstico que determine el tipo de discapacidad, cuando en realidad lo que se necesita son personas de diferentes profesiones y grados de especialidad que compartan el conocimiento desde su área para crear una muleta a la medida que le facilite a la persona con discapacidad su integración y desarrollo en la sociedad.

El segundo problema con el que nos enfrentamos es que los psiquiatras y psicólogos que comúnmente son designados para evaluar a la gente con discapacidad, se limitan a diagnosticar el tipo de discapacidad sin proporcionar al juez elementos adicionales para poder conocer la condición que tiene el individuo, así como su evolución en el tiempo, dejando al juez con muy pocos elementos para poder dictar una sentencia a la luz de los lineamientos señalados por el Tribunal Supremo.


Además, desafortunadamente muchos de ellos no cuentan con la pericia que se necesita para proporcionar a las personas con discapacidad las herramientas que necesitan para proteger y asegurar el goce pleno de sus derechos, así como recomendar ciertos hábitos o prácticas que les permita superar las barreras que se les pueden presentar al interactuar con la sociedad, obteniendo cada vez más un mayor nivel de independencia.

Sin embargo, encontramos gente comprometida con las personas con discapacidad como son el Dr. Enrique Garrido Jiménez, la psicóloga Raquel Jelinek Meldenson, la Confederación Mexicana de Organizaciones a Favor de las Personas con Discapacidad Intelectual, A.C. (CONFE), quienes nos proporcionaron mucha información para entender los tipos de herramientas que necesita la gente con discapacidad para superar las barreras que se le presentan en la sociedad, y apoyarlos a alcanzar su independencia; además la sensibilidad del personal del Juzgado Trigésimo Quinto de lo Familiar, fue crucial para resolver el caso de Ricardo, pues en todo momento mostraron disponibilidad para escucharlo.

Ofrecimos diversos medios de convicción en el juicio para que el juez familiar pudiera evaluar el grado de independencia que tenía Ricardo, y entre otras cosas ofrecimos como prueba los reportes de su avance de Ricardo en el programa de Vida Independiente de Fundación Inclúyeme, con lo que el Juez pudo observar que, desde hace cerca de tres años, dicho programa impacta favorablemente en su desarrollo integral y autodeterminación, y que además permite evaluar de manera objetiva los avances.

Una vez que se desahogaron todas las pruebas que consideramos pertinentes para acreditar el grado de independencia de Ricardo Adair Coronel Robles, así como los medios de convicción que justificaban las áreas de su vida en que necesitaba apoyo, el 24 de noviembre de 2016 se dictó sentencia definitiva en la que Ricardo Adair Coronel Robles recuperó su voluntad, y se determinó que únicamente necesitaba apoyo de su tutora, Leticia Robles García, para determinadas cuestiones. Es relevante resaltar que la sentencia señala que el alcance de dicho apoyo será únicamente para que Ricardo pueda superar las barreras sociales que se le presenten sin que Leticia pueda suplir su voluntad, aun cuando no esté de acuerdo con la decisión de Ricardo.

Cada año, su tutora Leticia Robles García debe presentar un informe en el que se observen los avances que ha tenido Ricardo, a fin de que los apoyos que necesita sean actualizados periódicamente. Consideramos que el programa de Vida Independiente de Fundación Inclúyeme es vital para poder evaluar los avances en Ricardo Adair Coronel Robles, pues dicho programa promueve la autodeterminación de las personas con discapacidad intelectual, y les proporciona herramientas necesarias para que puedan desenvolverse de forma independiente en su entorno.

En conclusión, en los procesos de interdicción de nuestro país dejó de observarse un modelo de sustitución de la voluntad, para adoptar uno en el que se respeta la voluntad de las personas con discapacidad, y se le proporcionen las herramientas necesarias para desenvolverse en la sociedad. Como es un cambio reciente, deberemos de seguir trabajando para que se desarrolle y estructure mejor este nuevo modelo, a fin de que las personas con discapacidad gocen de una mejor protección a sus derechos, así como mayor inclusión en nuestra sociedad.



* Miembros del despacho García Alcocer, responsables de ejecutar en el juzgado familiar la sentencia dictada por la Suprema Corte de Justicia de la Nación en el caso de Ricardo Adair Coronel Robles. http://garciaalcocer.com/

El Voluntariado, pilar de desarrollo

viernes, febrero 03, 2017


Por: Susana Barnetche *

Susana Barnetche, quien cuenta con una destacada trayectoria de más de 4 décadas de Voluntariado cuya actividad comparte, es su elección de vida a la que llegó a partir del desarrollo de habilidades que desconocía tener. En entrevista con Fundación Inclúyeme, nos compartió su visión acerca del crecimiento del Voluntariado a través del tiempo y los retos que enfrenta actualmente.


Inclúyeme: ¿Para usted qué es el Voluntariado?

Susana: Es una iniciativa personal a la que dedicas tu trabajo, tiempo y talento, y en ocasiones tus recursos para una causa que primeramente consideras justa y en consecuencia te seduce, de la que no esperas recibir nada a cambio mas que la satisfacción del deber cumplido. Saber que tu intervención fue, es y será de ayuda a una de las mil y un necesidades que existen.

Inclúyeme ¿Cómo inició su andar por el Voluntariado?

Susana: De niña estudié en un colegio de monjas, quienes nos convocaban a participar en actividades de ayuda a gente con escasos ingresos, apoyo a misiones, sustento de vocaciones entre otras. Siempre estaba atenta a las convocatorias y con frecuencia era reconocida por destacar en las colectas de recursos o artículos. Considero que desde pequeña descubrí tenía esta vocación, pero cuando tomé la decisión descubrí que ante la necesidad lo único que no puedo hacer es cerrar los ojos y cruzarme de brazos. Hoy en día lo que soy se lo debo al Voluntariado, mi esencia, mis habilidades las descubrí aquí.

Inclúyeme: ¿Cómo fue el proceso de discernimiento?

Susana: Durante mi infancia y juventud me mantuve cercana a las acciones de apoyo, pero ya habiendo formado una familia tomé la decisión de aceptar la oportunidad de ejercer el voluntariado a plenitud. Y con esta oportunidad, llegó también el compromiso de ser mejor persona cada día, de avanzar paso a paso, comenzando por el hogar, atendiendo las necesidades de mi familia. Así como hacerme buena administradora de mis tiempos y de mis recursos.

Inclúyeme: ¿Cuál es la situación actual de Voluntariado en el mundo y en México?

Susana: Independientemente de tu localización geográfica, para mí el ser humano está llamado a servir. En primer lugar debes obtener tu desarrollo y en la medida en que lo llevas a cabo llegarás a la conclusión de que una absoluta realización se obtiene sirviendo a los demás. Tú estructuras tu vida conforme avanzas en el voluntariado.

En el caso particular de nuestro país, estuvo estigmatizado durante mucho tiempo. Se sabe que inició por parte de las damas cortesanas aquellas que usaban gorro y guantes finos, las esposas de los altos funcionarios quienes no tenían una función específica dentro del gobierno fueron designadas para hacer algo más que aparecer en la foto. Y les designaron tareas asistenciales, llevando ayuda a la gente más necesitada; no dudo que hayan existido casos de buena voluntad pero lo que es un hecho es que fue muy juzgado y castigado por la opinión pública.

A la par, el voluntariado tenía directa relación con la iglesia, los sacerdotes y órdenes religiosas eran quienes realizaban dichas actividades, lo cual propició que tras las Leyes de Reforma el estado absorbiera todas estas tareas (atención a huérfanos, ancianos, etc.) rebasándolos en capacidad y cantidad, y ni qué decir de la calidad, surgiendo la necesidad de contar con asociaciones ciudadanas que auxiliaran las causas existentes en ese entonces.

El boom se presenta como resultado de la tragedia del temblor de 1985, en donde el grueso de la población se asumió y reconoció como voluntaria. Fue algo que verdaderamente nos marcó, siendo el gran detonante, la población se agrupó para encontrar soluciones a las problemáticas médicas, alimentarias, de búsqueda de víctimas. Ése es el antecedente más reciente y fuerte que tenemos en México. 


Inclúyeme: ¿Qué fortalezas y debilidades ve en el Voluntariado en México?

Susana: Entre los aspectos más sólidos considero que existe un deseo vehemente de ayudar a los demás. Es algo que poseemos de forma natural. Va con nuestra personalidad y características que tenemos como personas y como sociedad. En contraparte, una de las grandes debilidades que conservamos es la falta de confianza y de estructura en la captación y orientación a posibles voluntarios e instituciones; la organización si quiere voluntarios debe ofrecerles un programa en donde se sienta útil. Tienes que darle a cada quién lo que necesita poner en juego para sentir que lo que hace vale la pena. Es común que se confunda la actividad de voluntariado con ayudar en el tiempo que me sobra cuando no debe ser así, tienes que manejar tu agenda de manera que aquello que acordaste se cumpla.

Inclúyeme: ¿Cómo analiza el Voluntariado hacia la Discapacidad?

Susana: Soy de las personas que promueven la conciencia y respeto a derechos antes que recurrir a generar lástima. . La pedagogía del amor, debe ser un elemento en materia de discapacidad, por ello específicamente en este rubro considero que la misma actividad te forma y ayuda a crecer en capacidades y habilidades. Aprendes a ser voluntario siéndolo y haciendo las cosas.

Inclúyeme: ¿Cómo podemos desarrollar voluntariado?

Susana: Siempre que tengo la oportunidad de responder esta pregunta expongo que mi mejor deseo es que prueben las mieles del voluntariado. Se debe orientar el perfil de voluntario a las necesidades de la organización y viceversa. No hay voluntariado “de lo que sea”. Asimismo, considero que actualmente ya no es ensayo-error. Ya existimos instituciones que brindamos asesoría para que el voluntariado sea estructurado, efectivo y comprometido hacia la causa. Con base en metodologías, manuales y diferentes formas de abordar el tema para que sea atractiva, que la hagan suya.

Inclúyeme: ¿Hacia dónde se dirige el Voluntariado en nuestro país?

Susana: Con la reciente celebración de la Conferencia Mundial de Voluntariado en noviembre pasado, ahora nos toca a las organizaciones no dejar que decaiga el ímpetu y las fibras que se movieron. Un voluntario que no sabe trasmitir y compartir su pasión, se queda en un ser humano común; el voluntario tiene luz propia, levanta sus antenas y descubre las mil y un posibilidades para realizar un trabajo.

Hago una invitación a quienes estuvieron presentes a que sigamos tocando el tema del voluntariado, tenerlo como parte de nuestro lenguaje, ser un digno representante no del voluntarioso, sino del Voluntario. Irradiemos el movimiento, en todas las latitudes. El futuro está en fortalecer el sector, que haya instancias que capaciten a la población para que sepan qué se puede hacer, cómo mejorar, cómo ser más organizados, más transparentes. Le doy gracias a la vida por tener la oportunidad de servir.


*Directora RENOVACIÓN Centro de Desarrollo Comunitario; centro de desarrollo infantil que atiende a 320 niños de 45 días a 6 años, hijos de madres trabajadoras con escasos ingresos. Basados en la Pedagogía del Amor y la Teoría de las Inteligencias Múltiples, haciendo co-partícipes a los padres en la educación de sus hijos logramos que estos niños no se callejericen sino que aspiren a una educación que los lleve a superar el círculo de la pobreza. 

Directora General RENOVACIÓN, Unión de Fuerzas Unión de Esfuerzos, A.C. 1974 – actualidad (43 años) Centro de Desarrollo Infantil para 320 niños de 45 días a 6 años, hijos de madres trabajadoras con escasos ingresos. 

Directora/Presidenta RENOVACIÓN 2010 – 2016 (6 años) Impulsar y fortalecer el voluntariado para darle visibilidad e incidir en políticas públicas para favorecer su crecimiento y el apoyo gubernamental que requiere. Se apoya a personas, organizaciones y corporativos que quieran crear su voluntariado. 

Directora/Presidenta RENOVACIÓN /AMEVOL 1976 – 2014 (38 años) Representante Nacional IAVE (2001-2016)

La salud es un derecho

viernes, enero 06, 2017

Cristina Díaz Vega*

Principales problemas de salud 


Hablando específicamente de la discapacidad intelectual, varios estudios han evidenciado que las personas con DI tienen, por varios motivos, más riesgo de presentar patologías médicas en comparación con las personas sin discapacidad. 


Este hecho está relacionado con diferentes factores: algunos estilos y condiciones de vida (obesidad, dietas restringidas, tabaquismo, sedentarismo) predispondrán a las personas con DI a padecer determinadas patologías (hipertensión arterial, diabetes mellitus, problemas cardíacos y respiratorios, entre otros).


Debido a anomalías en la estructura y en el funcionamiento cerebral, las personas con discapacidad intelectual sufren epilepsia más frecuentemente. Determinados trastornos genéticos conllevan anomalías en el funcionamiento de algunos órganos o sistemas, sea de forma congénita o con el paso de los años. Por este motivo, las personas que los sufran tendrán más probabilidades de tener ciertas patologías.

La discapacidad es muy diversa, pero en todos los casos está claro que todas las personas con discapacidad tienen las mismas necesidades de salud que la población en general y, en consecuencia, necesitan tener acceso a los servicios de salud existentes igual que el resto de la población.

En el artículo 25 de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad se cita que “las personas con discapacidad tienen derecho a gozar del más alto nivel posible de salud sin discriminación por motivos de discapacidad”.

Como se menciona arriba, en muchos casos las personas con discapacidad tienen una mayor demanda de servicios de salud que quienes no padecen discapacidad, y también tienen más necesidades insatisfechas en esta área.

Las actividades de promoción de la salud y prevención de las enfermedades muy pocas veces están dirigidas a las personas con discapacidad. Por ejemplo, la detección del cáncer mamario y cervicouterino se practica con menos frecuencia en las mujeres con discapacidad. Los registros de medición de peso de las personas con discapacidad intelectual y diabetes mellitus se verifica con menor frecuencia también. Los adolescentes y adultos con discapacidades quedan excluidos más a menudo de los programas de educación sexual.

Barreras que impiden el acceso a los servicios de salud


La falta de servicios apropiados para las personas con discapacidad es una barrera importante que impide el acceso a los servicios de salud. Equipo médico inaccesible, la mala señalización, las puertas estrechas, las escaleras interiores, los baños inadecuados y las zonas de estacionamiento inaccesibles crean obstáculos para usar los establecimientos de los servicios de salud.

Dificultades para atender a las personas con discapacidad intelectual


Las personas con DI forman una población muy heterogénea, con niveles funcionales diferentes y también con necesidades muy variadas. Sin embargo, aunque no de la misma manera, la mayoría de ellos vivirá con estrés el hecho de tener que ir a un servicio de salud. Los factores que condicionan el estrés en el contexto de la asistencia a los servicios de salud pueden provenir de la persona con DI, pero también pueden estar relacionados con las formas de la atención del personal de salud y de las características de funcionamiento propias de los servicios.

La persona con DI puede presentar dificultades para adaptarse a situaciones desconocidas, dificultades para la compresión y transmisión de la información. Dificultades para la expresión del malestar. El personal de salud puede presentar desconocimiento de las características de las personas con discapacidad, dificultades para comprender lo que expresa el paciente, dificultades para transmitirles la información.

¿Cómo combatir las barreras que impiden el acceso a la los servicios de salud?


Los gobiernos pueden mejorar la salud de las personas con discapacidad si mejoran el acceso a servicios de salud logrando mejorar la calidad y accesibilidad y utilizando de manera óptima los recursos.

Políticas y legislación

Evaluar las políticas vigentes y los servicios actuales, determinar las prioridades para reducir las desigualdades de salud y planear el mejoramiento del acceso y la inclusión. Realizar cambios para cumplir con la Convención sobre los derechos de las personas con discapacidad. Establecer normas de asistencia en relación con las personas con discapacidad, acompañadas de mecanismos para velar por su cumplimiento. En el caso de los seguros privados, procurar que las personas con discapacidad reciban cobertura y las primas sean accesibles. Procurar que las personas con discapacidad se beneficien de los programas de salud pública.

Servicios de salud

Realizar una amplia variedad de modificaciones y ajustes para facilitar el acceso a los servicios de asistencia de salud. Por ejemplo, modificar la planta de los consultorios para dar acceso a las personas que tienen dificultades para moverse o proporcionar información sanitaria en formas accesibles, como la escritura Braille. 


Habilitar a las personas con discapacidad para que mejoren su salud proporcionándoles información, capacitación y apoyo de otras personas en la misma situación.

Promover la rehabilitación en la comunidad para facilitar el acceso de las personas con discapacidad a los servicios existentes. Reconocer a los grupos que necesitan modelos alternativos de prestación de servicios, por ejemplo, servicios focalizados o coordinación asistencial para mejorar el acceso a la asistencia de salud.

Profesionales de la salud Incorporar la enseñanza de la discapacidad en los programas de pregrado y de educación continua de todos los profesionales de la salud. Capacitar a los agentes de la comunidad para que puedan participar en la prestación de servicios preventivos.



*Coordinadora de Salud de Fundación Inclúyeme

Bibliografía Organización Mundial de la Salud. http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs352/es/ Convención sobre los Derechos de Personas con Discapacidad. http://www.un.org/esa/socdev/enable/documents/tccconvs.pdf La salud de las personas con discapacidad intelectual. Guía para profesionales. FEAPS www.feaps.org/archivo/centro-documental/doc_download/537-.html